21 de diciembre de 2014

De Vents del Cadí al Rebost, viaje por la piel de la Tierra.


Como si por los surcos de la piel se tratase, como caminar dentro de gigantescas huellas dactilares, así es la sensación que uno tiene cuando se adentra en esta tierra cuarteada, plegada, fragmentada, caprichosamente modelada...
El viaje entre los refugios de Vents del Cadí y el Rebost, o al revés,  te adentra en toda esta estructura compleja y caótica de la corteza terrestre que es el Alt Berguedà, descubriéndote innumerables sorpresas en cualquier época del año.

El Refugi Vents del Cadí, una de las dos posibilidades para comenzar esta imprescindible y apasionante ruta.
Vista en 3D hacia el Oeste, con la sucesión de pliegues y fracturas de esta parte del Alt Berguedà.
Tras 1 km de subida por el camino de Els Empedrats el rugido de agua nos lleva a la canal del Bullidor de la Llet, espectacular deslizamiento de agua efervescente.
Por una diaclasa y a presión sale un enorme caudal de agua: es El Bullidor de la Llet.
Siguiendo el río arriba, por el camino de Els Empedrats, llegamos al Salt dels Empedrats con su preciosa poza, jalonado por inmensas moles de piedra.
Llegados a la Font d'Escriu hay que tomar el sendero que sube a la Caseta d'Escriu y al Coll d'Escriu. Desde aquí, hacia el Sur, se divisan las crestas y los farallones que cierran el Congost dels Empedrats.
Coll d'Escriu, vistas hacia el Este, Penyes Altes de Moixeró (2.276).
La nieve nos sorprendió en diferentes puntos de la ruta. Desde el Puig d'Escriu se divisaba el Comabona (2.547).
La Roca Tallada (1.665), a cuya cima se accede bajando desde el Coll de Coma Castellana por el Torrent del Carrer d'en Torb y girando a la derecha por el sendero del Pas de la Mona.
Pliegues y crestas sin solución de continuidad: La Roca Tallada, El Cap de la Boixassa, La Gallina Pelada y el Pedraforca.
Grupo de hayas bajando al Coll de Coma Castellana.
El Coll de Coma Castellana, donde tomaríamos el sendero que baja por el Torrent del Carrer d'en Torb hasta el Riu de Gréixer.
Enfilando la Canal de Bac de Divi, preciosa y singular subida, justo al pasar bajo el viaducto de la autopista del Túnel del Cadí.
Subiendo por el Bac de Diví. A lo lejos queda el viaducto y más allá el Carrer d'en Torb, el surco por donde habíamos bajado.
El enorme Faig Trifurcat de Bac de Diví.
Detalle del Faig Trifurcat de Bac de Diví.
Uno de mis lugares favoritos, el Paller de Dalt.
Tras subir por la Canal Mala llegamos al Cap de la Devesa, cima de esta ruta con 1.737 mts, desde donde se veía la Tosa d'Alp (2.536).
Vistas al sur desde el Cap de la Devesa, con las brumas en los fondos del Berguedà.
El Refugi del Rebost, el otro de los puntos desde donde comenzar esta ruta.
Excepcionales vistas desde El Rebost: Ensija, Pedraforca, Comabona, Moixeró, Penyes Altes... y la infinidad de crestas y plegamientos del Alt Berguedà.
Prats de Millarès, en la bajada desde El Rebost a Gréixer.
Se pone el sol al llegar a Gréixer. Desde aquí enfilamos hacia el Coll d'Escriu  buscando después la bajada por Els Empedrats.
El recorrido realizado, de 28 kms y 4.400 mts de desnivel total acumulado.
Sigue el track de esta ruta
 en: http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=8475263

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Me gustaría saber cual es tu opinión, escríbela aquí debajo: